Hemos ido viendo la evolución que ha tenido la zona de ampliación de la vivienda. Desde la construcción de la nueva estructura, hasta los cerramientos e instalaciones necesarios para este nuevo espacio habitable.

En su día vimos la construcción de la cubierta a tres aguas, donde el forjado estaba compuesto por viguetas y bovedillas de hormigón, sustentadas por una estructura metálica. En este post, y recordemos que el aislante estaba proyectado por el interior, vamos a ver cómo se ha resuelto dicha cubierta: capa de regularización, lámina impermeabilizante y colocación de la teja.

Hemos ido viendo la evolución que ha tenido la zona de ampliación de la vivienda. Desde la construcción de la nueva estructura, hasta los cerramientos e instalaciones necesarios para este nuevo espacio habitable.

En su día vimos la construcción de la cubierta a tres aguas, donde el forjado estaba compuesto por viguetas y bovedillas de hormigón, sustentadas por una estructura metálica. En este post, y recordemos que el aislante estaba proyectado por el interior, vamos a ver cómo se ha resuelto dicha cubierta: capa de regularización, lámina impermeabilizante y colocación de la teja.